HOME   |   REGRESAR AL ARCHIVO   |   ENGLISH
 
Pulse para abrir y leer la Coronilla de la Misericordia Divina
Relevant Catholic Divine Inspirations and Holy Lights
Señor, ten piedad de nosotros.
   Señor, ten piedad de nosotros.
Cristo, ten piedad de nosotros.
   Cristo, ten piedad de nosotros.
Señor, ten piedad de nosotros.
   Señor, ten piedad de nosotros.
Cristo, óyenos.
   Cristo, escúchanos.
Dios, Padre Celestial,
   ten piedad de nosotros.
Dios, Hijo Redentor del mundo,
   ten piedad de nosotros.
Dios, Espíritu Santo,
   ten piedad de nosotros.
Santísima Trinidad, que eres un solo Dios,
   ten piedad de nosotros.

Santa María,
   ruega por nosotros.
Nuestra Señora de La Salette, Reconciliadora de Pecadores,
   ruega por nosotros.
Nuestra Señora de La Salette, ayuda del justo,
   ruega por nosotros.
Nuestra Señora de La Salette, sanadora del enfermo,
   ruega por nosotros.
Nuestra Señora de La Salette, consuelo de los afligidos,
   ruega por nosotros.
Nuestra Señora de La Salette, quien apreció a dos pobres niños en los Alpes para darnos graves advertencias,
   ruega por nosotros.
Nuestra Señora de La Salette, quien lloróo al pensar sobre nuestros pecados,
   ruega por nosotros.
Nuestra Señora de La Salette, quien nos dió las advertencias del Señor para que seamos convertidos,
   ruega por nosotros.
Nuestra Señora de La Salette, quien por tus súplicas detiene al brazo del Señor, quien está enojado con nosotros,
   ruega por nosotros.
Nuestra Señora de La Salette, quien dijo: "Si me gente no se somete, me veré forzada a soltar el brazo de mi Hijo,"
   ruega por nosotros.
Nuestra Señora de La Salette, quien reza continuamente con Tu Hijo Divino para que El tenga misericordia por nosotros,
   ruega por nosotros.
Nuestra Señora de La Salette, quien siente tan enorme dolor por culpa de nuestros pecados,
   ruega por nosotros.
Nuestra Señora de La Salette, quien se merece toda nuestra gratitud,
   ruega por nosotros.
Nuestra Señora de La Salette, quien, despues de sonar la alarma a los niños en la montaña, dijo: "Pues, mis niños, pasarán todo esto a mi gente,"
   ruega por nosotros.

Santa María, tu quien has anunciado a la humanidad terribles castigos si no se convierte,
   ruega por nosotros.
Santa María, tu quien anuncias a la humanidad misericordia y perdón, si vuelven a Dios,
   ruega por nosotros.
Santa María, tu quien prometes abundante gracias si hacemos penitencia,
   ruega por nosotros.
Santa María, tu cuya aparición milagrosa ha resonado a través de los dos mundos,
   ruega por nosotros.
Santa María, tu cuyos milagros se extienden a todos los paises,
   ruega por nosotros.
Santa María, tu cuyo culto crece cada día,
   ruega por nosotros.
Santa María, tuo cuyas buenas obras encantan a todos tus hijos,
   ruega por nosotros.
Santa María, tu quien no eres invocada en vano,
   ruega por nosotros.
Santa María, tu quien hiciste brotar una terma milagrosa de donde estaban tus pies,
   ruega por nosotros.
Santa María, tu quien, siguiendo el ejemplo de Jesucritos, le das vista al ciego, movimiento al paralítico, salud al enfermo,
   ruega por nosotros.
Santa María, tu quienes consuelas a todo slos desafortunados,
   ruega por nosotros.
Santa María, tu quien apareciste resplancediente con luz,
   ruega por nosotros.
Santa María, tu quien lució sobre tu pecho el Crucifijo y los instruments de la Pasión,
   ruega por nosotros.
Santa María, tu quien nos advirtió sobre la santificación por nuestra pate al Dia del Señor para evitar terribles castigos,
   ruega por nosotros.
Santa María, tu quien dijiste que el trabajar los Domingos y la blasfemia especialmente incitan la furia de Dios,
   ruega por nosotros.
Santa María, tu quien nos has reprochado por no mantener las ayunas y las abstinencias de la Iglesia,
   ruega por nosotros.
Santa María tu quien has nos has anunciado las plagas de Dios, si continuamos violando Sus Mandamientos,
   ruega por nosotros.
Santa María, tu quien nos has recomendado oraciones por la mañana y noche,
   ruega por nosotros.

A través de tu poderosa protección,
   libranos de los males que nos amenazan, ¡Oh Santa María!
Pobres pecadores que somos,
   conviértenos ¡Oh Santa María!

En el cumplimiento de nuestro deber,
   Ayúdanos, ¡Oh Santa María!
En tu sólida piedad,
   Fortalécenos, ¡Oh Santa María!
En la preserverante práctica de todas tus virtudes,
   aliéntanos ¡Oh Santa María!
En nuestras alegrías,
   Está con nosotros, ¡Oh Santa María!
En todos los eventos de la vida,
   obtén para nosotros una submisión perfecta a la voluntad de Dios,
   ¡Oh Santa María!


Cordero de Dios, que quitas los pecados del mundo,
   Perdónanos Señor.
Cordero de Dios, que quitas los pecados del mundo,
   ten piedad de nosotros.
Cristo óyenos.
   Cristo escúchanos.

Ruega por nosotros Virgen Santa Inmaculada.
   Para que seamos dignos de las promesas
   de nuestro Señor Jesucristo.


Oremos
On Todopoderoso Dios, Quien no cesa de mostrarnos cuan agradabable es para Ti la devoción de la Santísima Virgen, por los numerosos milagros que su intercesión obtiene para nostros, dános la gracia de ser siempre fiel a las enseñanzas que nos confiere para que, despues de haber observado Tus Santos Mandamientos en esta vida, podamos tener la alegría de poseerte para toda la eternidad, a través de Jesucristo Nuestro Señor. Amén
Compuesta por Monseñor de Bruillard, 15 de Enero de 1852
Letanías de Nuestra Señora de La Salette
LEA MÁS SOBRE NUESTRA SEÑORA DE LA SALETTE
 
Este sitio está dedicado a Nuestro Señor Jesucristo
en la Santísima Virgen María
para la Gloria de Dios

se imparta (28 de Octubre, 2013)
Cooperatores Veritatis
Omnia ad majoren Dei Gloriam!
(¡Todo para la mayor gloria de Dios!)
Contáctanos/escríbenos via email a info@verdadcatolica.net.
El diseño y algunos materiales son ©2013-2017 por VerdadCatolica.Net - Todos los Derechos Reservados
Algunas obras rigen bajo licencia pública o abierta - otras están protegidas por derechos de propiedad intelectual de copyright de sus dueños.        top
 
 

Hosted & powered by  UNI COMP® Inc.