HOME   |   REGRESAR AL ARCHIVO   |   ENGLISH
 
Pulse para abrir y leer la Coronilla de la Misericordia Divina
Relevant Catholic Divine Inspirations and Holy Lights
Señor, ten piedad de nosotros;
   Cristo, ten piedad de nosotros.
Señor, ten piedad de nosotros. Cristo, óyenos;
   Cristo, escúchanos.

Dios, Padre del Cielo;
   ten piedad de nosotros.
Dios, Hijo, Redentor del mundo;
   ten piedad de nosotros.
Dios, Espíritu Santo;
   ten piedad de nosotros.
Santísima Trinidad, Un Solo Dios;
   ten piedad de nosotros.

Santa María, Nuestra Madre y Madre de Jesús,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa María, hija sin mancha de San Joaquín y Santa Ana,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
San Joaquín, padre de la Santísima Virgen María,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
San Joaquín, descendiente prometido de Abrahám y David,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
San Joaquín, venerable patriarca,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
San Joaquín, santo esposo de Santa Ana,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
San Joaquín y Santa Ana, modelos luminosos de desposados Cristianos,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.

Santa Ana, dama real,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, gloria de la Casa de David,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, fiel y amante esposa,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, venerable modelo de mancedad y humildad,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, brillante ejemplo de obediencia santa,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, espejo esplendoroso de la paciencia y la resignación,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, clase perfecta de devoción y piedad,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, viñedo fructífero,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, brindando instrucción sabia y entrenamiento cuidadoso a tu niña,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, madre merecedora de la Madre de Dios,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, tierna madre de todas las virgenes,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, madre brindando auxilio a todas las madres Cristianas,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, madre consoladora para todas las viudas,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, bondadosa madre de todos nosotros,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, refugio para los que sufren,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, estrella guia para viudas,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.
Santa Ana, puerto de seguridad en las tormentas de esta vida,
   ruega por nosotros y nuestros hijos.

Santa Ana, baluarte de la Iglesia,
   te imploramos, Santa Ana.
A través de tus virtudes y méritos,
   te imploramos, Santa Ana.
A través de tu bondad y tu compasión,
   te imploramos, Santa Ana.
A través de todos tus dones y prerogativos,
   te imploramos, Santa Ana.
A través de tu alta vocación,
   te imploramos, Santa Ana.
A través de tu milagrosa maternidad,
   te imploramos, Santa Ana.
A través de María, tu hija tan llena de gracia,
   te imploramos, Santa Ana.
A través de los júbilos preparados para ti en la tierra por Jesús y María,
   te imploramos, Santa Ana.
A través del honor que te rinden ahora en el Cielo,
   te imploramos, Santa Ana.
A través de tu ¡tan! grandiosímo éxtasis y dicha,
   te imploramos, Santa Ana.

Cordero de Dios, que quita los pecados del mundo,
   Sálvanos, Oh Señor.
Cordero de Dios, que quita los pecados del mundo,
   Escúchanos, Oh Señor.
Cordero de Dios, que quita los pecados del mundo,
   ten piedad de nosotros.

V. Cristo, óyenos;
R. Cristo, escúchanos.

Oremos
Santa Ana, mi queridísima madre y la mas compasiva protectora, recibe te pido mis pobres esfuerzos en darte honor. Que yo siempre sea devoto/a ti con un corazón lleno de humildad inocente y ¡un espíritu de sincera submisión!

¡Que tu ejemplo me aliente,
tu intercesión me fortalezca,
tu bondad me consuele!

Permíteme con todo mi corazon encomendarte a mis hijos. Tal como tu la consagraste a María, tu hija llena de gracia, enteramente a Dios, yo te ruego que obtengas para mi la gracia de poder entrenar a mis hijos para Él, y asi con ellos poder trabajar con perseverancia hacia el destino final del Cielo.

¡Oh Dios, que te dignaste hacer a la Señora Santa Ana la gracia de que fuera Madre de la Madre de tu Unigénito Hijo! Concédenos por tu bondad y misericordia que los que veneramos a tan gran Santa con particular devoción en la tierra, merezcamos lograr su poderoso patrocinio, para después gozarnos en su compañía en la eterna Bienaventuranza del cielo. Amén
La Anunciación a San Joaquín y Santa Ana de Absolon Stumme; Siglo XV; Museo Nacional, Warsaw; http://commons.wikimedia.org
Santa Ana Enseñando a la Virgen a Leer de Bartolome Esteban Murillo; 1655; Museo Nacional del Prado; http://catholicharboroffaithandmorals.com
La Virgen y Niño con Santa Ana de Leonardo da Vinci; 1510; Musée du Louvre, Paris; http://www.wga.hu
26 de Julio - Letanías en Honor a Santa Ana
 
Este sitio está dedicado a Nuestro Señor Jesucristo
en la Santísima Virgen María
para la Gloria de Dios

se imparta (28 de Octubre, 2013)
Cooperatores Veritatis
Omnia ad majoren Dei Gloriam!
(¡Todo para la mayor gloria de Dios!)
Contáctanos/escríbenos via email a info@verdadcatolica.net.
El diseño y algunos materiales son ©2013-2017 por VerdadCatolica.Net - Todos los Derechos Reservados
Algunas obras rigen bajo licencia pública o abierta - otras están protegidas por derechos de propiedad intelectual de copyright de sus dueños.        top
 
 

Hosted & powered by  UNI COMP® Inc.