HOME   |   REGRESAR AL ARCHIVO   |   ENGLISH
 
Pulse para abrir y leer la Coronilla de la Misericordia Divina
Relevant Catholic Divine Inspirations and Holy Lights
Saulo, que todavía respiraba amenazas de muerte contra los discípulos del Señor, se presentó al Sumo Sacerdotey le pidió cartas para las sinagogas de Damasco, a fin de traer encadenados a Jerusalén a los seguidores del Camino del Señor que encontrara, hombres o mujeres.

Y mientras iba caminando, al acercarse a Damasco, una luz que venía del cielo lo envolvió de improviso con su resplandor. Y cayendo en tierra, oyó una voz que le decía:"Saulo, Saulo, ¿por qué me persigues?"

El preguntó: "¿Quién eres tú Señor?". "Yo soy Jesús, a quien tú persigues, le respondió la voz. Ahora levántate, y entra en la ciudad: allí te dirán qué debes hacer". Los que lo acompañaban se quedaron sin palabra, porque oían la voz, pero no veían a nadie. Saulo se levantó del suelo y, aunque tenía los ojos abiertos, no veía nada. Lo tomaron de la mano y lo llevaron a Damasco.

Allí estuvo tres días sin ver, y sin comer ni beber. Vivía entonces en Damasco un discípulo llamado Ananías, a quien el Señor dijo en una visión: "¡Ananías!". El respondió: "Aquí estoy, Señor".
El Señor le dijo: "Ve a la calle llamada Recta, y busca en casa de Judas a un tal Saulo de Tarso. El está orando y ha visto en una visión a un hombre llamado Ananías, que entraba y le imponía las manos para devolverle la vista". Ananías respondió: "Señor, oí decir a muchos que este hombre hizo un gran daño a tus santos en Jerusalén. Y ahora está aquí con plenos poderes de los jefes de los sacerdotes para llevar presos a todos los que invocan tu Nombre". El Señor le respondió: "Ve a buscarlo, porque es un instrumento elegido por mí para llevar mi Nombre a todas las naciones, a los reyes y al pueblo de Israel."

"Yo le haré ver cuánto tendrá que padecer por mi Nombre". Ananías fue a la casa, le impuso las manos y le dijo: "Saulo, hermano mío, el Señor Jesús – el mismo que se te apareció en el camino – me envió a ti para que recobres la vista y quedes lleno del Espíritu Santo".

En ese momento, cayeron de sus ojos una especie de escamas y recobró la vista. Se levantó y fue bautizado. Después comió algo de carne y recobró sus fuerzas. Saulo permaneció algunos días con los discípulos que vivían en Damasco, y luego comenzó a predicar en las sinagogas que Jesús es el Hijo de Dios.

Todos los que oían quedaban sorprendidos y decían: "¿No es este aquel mismo que perseguía en Jerusalén a los que invocan este Nombre, y que vino aquí para llevarlos presos ante los jefes de los sacerdotes?". Pero Saulo, cada vez con más vigor, confundía a los judíos que vivían en Damasco, demostrándoles que Jesús es realmente el Mesías.
Los Hechos de los Apóstoles 9: 1-22
Fragmentos de En Adoración, Testimonio de Catalina
El Señor estaba enseñándome que todos necesitamos que se abran nuestros ojos para poder contemplar mejor las cosas de Dios, porque nuestros ojos con frecuencia, o se cierran, o se entorpecen para observar las cosas del Espíritu.

El Señor me dijo: “Recuerda que en el Salmo 24,4-6 se les advierte que para ver las cosas de Dios se necesita tener el corazón limpio; es decir, limpieza de ojos, limpieza de corazón, rectitud de conciencia y pureza de intención, para poder llegar un día al conocimiento de Mis Divinos secretos..."

"Aprendan de otros seres que los antecedieron y que hoy son Santos! Para ellos, el mejor lugar de descanso eran Mis manos, la mejor medicina y el más suave alivio era recurrir a Mi Cuerpo Sacramentado, buscando Mi compañía, la conversación Conmigo."

Por eso pasaban momentos prolongados en oración y de ese tiempo de adoración, conseguían un renovado vigor y mayores fuerzas para enfrentar la vida con todos sus sufrimientos, dolores y humillaciones, propios de su condición, y que servirían luego para su corona de gloria. Es primordial que se enseñe a los hombres que no basta confesarse y venir a recibirme, volver a cometer los mismos pecados y luego nuevamente la confesión… Deben unirse a Mí en el pensamiento, en el sentimiento, en la voluntad. Es decir, con el cuerpo y con el alma… Con el corazón."

"Es así como su vida humana logra participar de Mi Vida Divina, de modo que sea Yo mismo quien conduzca su existencia por el viaje que los conduce hacia las Delicias Eternas."
Casi al amanecer, Jesús me permitió hacerme presente en espíritu en una Iglesia de mi ciudad que tiene un Altar precioso con un Sagrario imponente y allí me postré para adorarlo. En cierto momento escuché…

"Cuando ustedes Me contemplan en la Eucaristía, sus ojos Me tocan ya, con una sola mirada, llenos de amor, de fe, y entran inmediatamente en comunión Conmigo.

¡Pero si se alimentan de Mi Cuerpo y de Mi Sangre, viven de la misma vida de Dios, habitan un anticipo de la vida en el Cielo...! Porque Me miran con los ojos de la fe, mientras aguardan para verme, cara a cara, en la claridad de la Gloria.

El que en verdad se alimenta de Mi Cuerpo con una fe viva, y es animado por la caridad hacia sus hermanos, gozará de la vida eterna, puesto que habrá llegado al final de su existencia renunciando a vivir de otra manera en la tierra…

¡Cuánto mayor grado de perfección alcanzará quien renuncie a todas las cosas mundanas para tenerlo todo! Es decir, quien renuncie a todo lo creado para tenerme a Mí que fui increado.

Objeto de Mis delicias es quien está dispuesto a perderlo todo para ganar a Dios. A morir para poder vivir luego Con y En todo…"
Imprimatur para el texto original en Español: Mons. Cristóbal Biaiasik. Obispo del Diocesis de Oruro, Bolivia. Ciudad de Oruro, 21 de Noviembre, 2007
La Conversión de San Pablo de Francisco Camilo (1615-1673); Museo Provincial de Segovia, España; http://commons.wikimedia.org
Ananias Restorando la vista de San Pablo de Pietro da Cortona; 1631; Iglesia de Santa María della Concezione; http://en.wikipedia.org
San Pablo Predicando en Atenas de Rafael; 1515; Royal Collection of the United Kingdom; http://en.wikipedia.org
Nuestra Señora del Refugio para los Pecadores de Luigi Crosio; 1898; http://en.wikipedia.org
www.oblateusa.org
25 de Enero - La Conversión de San Pablo
 
Este sitio está dedicado a Nuestro Señor Jesucristo
en la Santísima Virgen María
para la Gloria de Dios

se imparta (28 de Octubre, 2013)
Cooperatores Veritatis
Omnia ad majoren Dei Gloriam!
(¡Todo para la mayor gloria de Dios!)
Contáctanos/escríbenos via email a info@verdadcatolica.net.
El diseño y algunos materiales son ©2013-2017 por VerdadCatolica.Net - Todos los Derechos Reservados
Algunas obras rigen bajo licencia pública o abierta - otras están protegidas por derechos de propiedad intelectual de copyright de sus dueños.        top
 
 

Hosted & powered by  UNI COMP® Inc.