Pulse para abrir y leer la Coronilla de la Misericordia Divina

Relevant Catholic Divine Inspirations and Holy Lights
San Maximiliano Maria Kolbe - "Nunca Te Olvides de Amar"
San Maximiliano Maria Kolbe - "Nunca Te Olvides de Amar"
San Maximiliano Maria Kolbe - "Nunca Te Olvides de Amar"
 
 
 




 
 
LA VERDAD
San Maxiliano Maria Kolbe

"Nadie en el mundo puede cambiar a la Verdad.

Lo que si podemos y debemos hacer es buscar la verdad y servirla cuando la hayamos encontrado.

El conflicto real es el conflicto interno.

Mas allá de los ejercitos ocupantes y hecatombas de los campos de exterminación, existen dos enemigos irreconciliables en la profundidad de cada alma: el bien y el mal, el pecado y el amor.

¿Y de que sirven las victorias en el campo de batalla, si nosotros mismos somos derrotados dentro de nuestro ser personal mas íntimo?"



LA VERDAD
San Maxiliano Maria Kolbe

"Nadie en el mundo puede cambiar a la Verdad.

Lo que si podemos y debemos hacer es buscar la verdad y servirla cuando la hayamos encontrado.

El conflicto real es el conflicto interno.

Mas allá de los ejercitos ocupantes y hecatombas de los campos de exterminación, existen dos enemigos irreconciliables en la profundidad de cada alma: el bien y el mal, el pecado y el amor.

¿Y de que sirven las victorias en el campo de batalla, si nosotros mismos somos derrotados dentro de nuestro ser personal mas íntimo?"


 
LA VERDAD
San Maxiliano Maria Kolbe

"Nadie en el mundo puede cambiar a la Verdad.

Lo que si podemos y debemos hacer es buscar la verdad y servirla cuando la hayamos encontrado.

El conflicto real es el conflicto interno.

Mas allá de los ejercitos ocupantes y hecatombas de los campos de exterminación, existen dos enemigos irreconciliables en la profundidad de cada alma: el bien y el mal, el pecado y el amor.
 
¿Y de que sirven las victorias en el campo de batalla, si nosotros mismos somos derrotados dentro de nuestro ser personal mas íntimo?"

 
 
SOBRE LA OBEDIENCIA
"Debemos Santificar al Mundo Entero"
Una Carta por Santo Maximiliano Kolbe

Me regocijo enormemente, querido hermano, ante el remarcable celo que te impulsa a promover la gloria de Dios.

Es triste ver como en nuestros tiempos la enfermedad denominada "indifferencismo" se esta depsarramando en todas sus formas, no solo entre los de este mundo sino tambien entre los miembros de los órdenes religiosos.

Pero bien, ya que Dios es digno de toda gloria infinita, nuestro primer y mas importante deber es en darle tal gloria quienes nosotros, en nuestra debilidad, podemos gerenciar - aún considerando que nunca, nosotros pobres criaturas exiliadas que somos, seamos capazes de rendirle tal gloria, como Él se merece.

Porque la gloria de Dios brilla tan fuertemente en la salvación de las almas que Cristo redimió con Su propia sangre, deja que esta sea la preocupación principal en la vida apostólica: la de traer salvación e incrementar la santidad de la máxima cantidad de almas que sea posible.

Déjame remarcar en breve la mejor manera de lograr este fin - tanto para la gloria de Dios como para la santificación de la mayor cantidad de almas.

SOBRE LA OBEDIENCIA
"Debemos Santificar al Mundo Entero"
Una Carta por Santo Maximiliano Kolbe

Me regocijo enormemente, querido hermano, ante el remarcable celo que te impulsa a promover la gloria de Dios.

Es triste ver como en nuestros tiempos la enfermedad denominada "indifferencismo" se esta depsarramando en todas sus formas, no solo entre los de este mundo sino tambien entre los miembros de los órdenes religiosos.

Pero bien, ya que Dios es digno de toda gloria infinita, nuestro primer y mas importante deber es en darle tal gloria quienes nosotros, en nuestra debilidad, podemos gerenciar - aún considerando que nunca, nosotros pobres criaturas exiliadas que somos, seamos capazes de rendirle tal gloria, como Él se merece.

 
 


Porque la gloria de Dios brilla tan fuertemente en la salvación de las almas que Cristo redimió con Su propia sangre, deja que esta sea la preocupación principal en la vida apostólica: la de traer salvación e incrementar la santidad de la máxima cantidad de almas que sea posible.

Déjame remarcar en breve la mejor manera de lograr este fin - tanto para la gloria de Dios como para la santificación de la mayor cantidad de almas.
 
 
 



 
 
Dios, quien es infinito conocimiento y sabiduría, sabe perfectamente lo que se debe hacer para darle gloria y, en la manera mas clara posible, hace que Su voluntad se haga conocer a través de sus vice-gerentes sobre la Tierra.

Es la obediencia, y solo la obediencia, que nos muestra la voluntad de Dios con certeza. Pur supuesto nuestros superiores pueden errar, pero no puede pasar que nosotros, manteniendonos firmes a nuestra obediencia, permitamosnos ser conducidos a errar por causa de esto. Hay solo una exceppción: si nuestro superior manda algo que obviamente invocaría romper una ley de Dios, incluso y no importa si es solo de manera leve. En ese caso el superior no podría estar actuando como un intérprete fiel a la voluntad de Dios.

Solo Dios es el Unico Ser que es nuestro Señor Infinito, Sabio, Santo y Misericordioso, nuestro Creador y Padre, el Principio y el Fin, la Sabiduría, el Poder, y el Amor - Dios es todas estas cosas.

Cualquier cosa aparte de Dios tiene valor solamente con tal que es devuelta a Él, el Fundador de todas las cosas, el Redentor de la humanidad, el Fin Final de toda la creación.





Dios, quien es infinito conocimiento y sabiduría, sabe perfectamente lo que se debe hacer para darle gloria y, en la manera mas clara posible, hace que Su voluntad se haga conocer a través de sus vice-gerentes sobre la Tierra.

Es la obediencia, y solo la obediencia, que nos muestra la voluntad de Dios con certeza. Pur supuesto nuestros superiores pueden errar, pero no puede pasar que nosotros, manteniendonos firmes a nuestra obediencia, permitamosnos ser conducidos a errar por causa de esto. Hay solo una exceppción: si nuestro superior manda algo que obviamente invocaría romper una ley de Dios, incluso y no importa si es solo de manera leve. En ese caso el superior no podría estar actuando como un intérprete fiel a la voluntad de Dios.

Dios, quien es infinito conocimiento y sabiduría, sabe perfectamente lo que se debe hacer para darle gloria y, en la manera mas clara posible, hace que Su voluntad se haga conocer a través de sus vice-gerentes sobre la Tierra.

Es la obediencia, y solo la obediencia, que nos muestra la voluntad de Dios con certeza. Pur supuesto nuestros superiores pueden errar, pero no puede pasar que nosotros, manteniendonos firmes a nuestra obediencia, permitamosnos ser conducidos a errar por causa de esto. Hay solo una exceppción: si nuestro superior manda algo que obviamente invocaría romper una ley de Dios, incluso y no importa si es solo de manera leve. En ese caso el superior no podría estar actuando como un intérprete fiel a la voluntad de Dios.

Solo Dios es el Unico Ser que es nuestro Señor Infinito, Sabio, Santo y Misericordioso, nuestro Creador y Padre, el Principio y el Fin, la Sabiduría, el Poder, y el Amor - Dios es todas estas cosas.

Cualquier cosa aparte de Dios tiene valor solamente con tal que es devuelta a Él, el Fundador de todas las cosas, el Redentor de la humanidad, el Fin Final de toda la creación.

Solo Dios es el Unico Ser que es nuestro Señor Infinito, Sabio, Santo y Misericordioso, nuestro Creador y Padre, el Principio y el Fin, la Sabiduría, el Poder, y el Amor - Dios es todas estas cosas.

Cualquier cosa aparte de Dios tiene valor solamente con tal que es devuelta a Él, el Fundador de todas las cosas, el Redentor de la humanidad, el Fin Final de toda la creación.
 
 
Por lo tanto, Él mismo hace conocer Su Santa Voluntad a traves de Sus vice-gerentes sobre la Tierra y nos atrae a Él mismo y, a través nuestro - ya que es así que Él lo ha querido - atrae a otras almas tambien y las une a Si mismo con un perfectísimo amor.

¿Ves entonces, hermano, el tremendo honor que tiene la posición que Dios, en su bondad, nos ha dado? A través de la obediencia trascendemos nuestras propias limitaciones y nos alinea con la Voluntad de Dios la cual, con infinita sabiduría y prudencia, nos guia a hacer lo que es lo mejor.

No obstante, al llenarnos con la Divina Voluntad, la cual no puede ser resistida por cualquier cosa creada, nos fortalecemos mas que los demás.

Este es el camnio de la sabiruría y la prudencia; este es el único camino por el cual podemos darle a Dios la gloria mas elevada. Despues de todo, si hubiera existido otra mejor manera, Cristo nos hubiera mostrado con toda certeza, a través de su palabra y su ejemplo.
 
 


La Santa Trinidad por el Maestro de la Pintura Votiva de Sankt Lambrecht; 1430; Museum mittelalterlicher österreichischer Kunst, Viena; www.wga.hu

 
 

Por lo tanto, Él mismo hace conocer Su Santa Voluntad a traves de Sus vice-gerentes sobre la Tierra y nos atrae a Él mismo y, a través nuestro - ya que es así que Él lo ha querido - atrae a otras almas tambien y las une a Si mismo con un perfectísimo amor.

¿Ves entonces, hermano, el tremendo honor que tiene la posición que Dios, en su bondad, nos ha dado? A través de la obediencia trascendemos nuestras propias limitaciones y nos alinea con la Voluntad de Dios la cual, con infinita sabiduría y prudencia, nos guia a hacer lo que es lo mejor.

No obstante, al llenarnos con la Divina Voluntad, la cual no puede ser resistida por cualquier cosa creada, nos fortalecemos mas que los demás.

 


La Santa Trinidad por el Maestro de la Pintura Votiva de Sankt Lambrecht; 1430; Museum mittelalterlicher österreichischer Kunst, Viena; www.wga.hu

 
 
Este es el camnio de la sabiruría y la prudencia; este es el único camino por el cual podemos darle a Dios la gloria mas elevada. Despues de todo, si hubiera existido otra mejor manera, Cristo nos hubiera mostrado con toda certeza, a través de su palabra y su ejemplo.

 
 
 


La Trinidad en Gloria de Vecellio Tiziano; 1552-54; Museo del Prado, Madrid, España; www.wga.hu
 
 
 
 
 
 
 
 
 
En vez, es verdad que la Sagrada Escritura condensa Su entera larga vida en Nazaret con las palabras: y Él les fue obediente, y muestra como el resto de Su vida fue vivida con una obediencia similar - casi como una instrucción para nosotros - al mostrarnos como El bajó a la Tierra para hacer la voluntad de Su Padre.

Hermanos, amémoslo sobre todo, nuestro mas amoroso Padre Celesetial, y dejémos que nuestra obediencia sea un signo de su amor perfecto, especialmente cuando tenemos que sacrificar nuestra propia voluntad en el proceso.

Y con respecto a un libro del cual podemos aprender a como crecer en el amor de Dios, no hay mejor libro que el de Jesucristo Crucificado.

Todo esto hemos de lograr con mauor facilidad a través de la intercesión de nuestra Inmaculada Virgen, a la cual el más bondadoso Dios le ha dado la tarea de dispensar Sus Misericorias.

No hay ninguna duda que la voluntad de María debe ser la Voluntad de Dios para nosotros. Cuando nos dedicamos enteramente a Él, nos tornamos herramientas en sus manos tal como ella fué una herramienta, en Su mano.

Permitamos que ella nos dirija y nos lleve por la mano. Dejémosnos ser calmos y serenos bajo su guianza: ella preveerá todas las cosas para nosotors; nos proveerá todas las cosas, velozmente satisfacirá nuestras necesidades, tanto corporales y espirituales y nos mantendrá alejados de toda dificultad y sufrimiento.



En vez, es verdad que la Sagrada Escritura condensa Su entera larga vida en Nazaret con las palabras: y Él les fue obediente, y muestra como el resto de Su vida fue vivida con una obediencia similar - casi como una instrucción para nosotros - al mostrarnos como El bajó a la Tierra para hacer la voluntad de Su Padre.

Hermanos, amémoslo sobre todo, nuestro mas amoroso Padre Celesetial, y dejémos que nuestra obediencia sea un signo de su amor perfecto, especialmente cuando tenemos que sacrificar nuestra propia voluntad en el proceso.

Y con respecto a un libro del cual podemos aprender a como crecer en el amor de Dios, no hay mejor libro que el de Jesucristo Crucificado.

Todo esto hemos de lograr con mauor facilidad a través de la intercesión de nuestra Inmaculada Virgen, a la cual el
más bondadoso Dios le ha dado la tarea de dispensar Sus Misericorias.

No hay ninguna duda que la voluntad de María debe ser la Voluntad de Dios para nosotros. Cuando nos dedicamos enteramente a Él, nos tornamos herramientas en sus manos tal como ella fué una herramienta, en Su mano.

Permitamos que ella nos dirija y nos lleve por la mano. Dejémosnos ser calmos y serenos bajo su guianza: ella preveerá todas las cosas para nosotors; nos proveerá todas las cosas, velozmente satisfacirá nuestras necesidades, tanto corporales y espirituales y nos mantendrá alejados de toda dificultad y sufrimiento.
 


La Trinidad en Gloria de Vecellio Tiziano; 1552-54; Museo del Prado, Madrid, España; www.wga.hu

 
 
"Recordémos que el amor siempre sobrevive el sacrificio y que es nutrido al dar.
Sin sacrificio, no hay amor."
 
 
"Recordémos que el amor siempre sobrevive el sacrificio y que es nutrido al dar.
Sin sacrificio, no hay amor."
 
 
"Recordémos que el amor siempre sobrevive el sacrificio y que es nutrido al dar.
Sin sacrificio, no hay amor."
 
San Maximiliano Maria Kolbe
 
 
 
 
San Maximiliano María Kolbe, O.F.M. Conv. (Orden del Convento de Frailes Menores, fundado por San Francisco de Asís en el año 1209) ocultó mas de 2.000 personas de los Nazis. Los solados Nazis estaban por matar a un padre jóven. San Maximiliano Kolbe se ofreció a si mismo en el lugar de ese hombre como un sumo sacrificío, el 14 de Agosto de 1941, durante la Vigília de la Asunción de la Santa Virgen María, en el campo de concentración de Auschwitz, en la Alemania Nazi. Es el Santo Patrón contra las addiciones de drogas, adictos a drogas, las familias, gente imprisionada, periodistas, prisioners políticos, el movimiento pro-vida y la radio de amateurs.
 
 
 

Juan Pablo II lo declaró
"El Santo Patrón de
Nuestro Siglo Dificil"
 
 
 
 
San Maximiliano María Kolbe, O.F.M. Conv. (Orden del Convento de Frailes Menores, fundado por San Francisco de Asís en el año 1209) ocultó mas de 2.000 personas de los Nazis. Los solados Nazis estaban por matar a un padre jóven. San Maximiliano Kolbe se ofreció a si mismo en el lugar de ese hombre como un sumo sacrificío, el 14 de Agosto de 1941, durante la Vigília de la Asunción de la Santa Virgen María, en el campo de concentración de Auschwitz, en la Alemania Nazi. Es el Santo Patrón contra las addiciones de drogas, adictos a drogas, las familias, gente imprisionada, periodistas, prisioners políticos, el movimiento pro-vida y la radio de amateurs.
 
 
 

Juan Pablo II lo declaró
"El Santo Patrón de
Nuestro Siglo Dificil"
 
 
 
San Maximiliano María Kolbe, O.F.M. Conv. (Orden del Convento de Frailes Menores, fundado por San Francisco de Asís en el año 1209) ocultó mas de 2.000 personas de los Nazis. Los solados Nazis estaban por matar a un padre jóven. San Maximiliano Kolbe se ofreció a si mismo en el lugar de ese hombre como un sumo sacrificío, el 14 de Agosto de 1941, durante la Vigília de la Asunción de la Santa Virgen María, en el campo de concentración de Auschwitz, en la Alemania Nazi. Es el Santo Patrón contra las addiciones de drogas, adictos a drogas, las familias, gente imprisionada, periodistas, prisioners políticos, el movimiento pro-vida y la radio de amateurs.
 
 

Juan Pablo II lo declaró
"El Santo Patrón de
Nuestro Siglo Dificil"
 
 
 
 
 
14 de Agosto - San Maximiliano Maria Kolbe - "Nunca Te Olvides de Amar"  
 
 
 

Este sitio es dedicado a Nuestro Señor Jesucristo
en la Santísima Virgen María
para la Gloria de Dios

  La Bendición Apostólica de la Santa Sede en Roma se imparta (28 de Octubre, 2013)
Cooperatores Veritatis
 
Omnia ad majoren Dei Gloriam!
(¡Todo para la mayor gloria de Dios!)

Contáctanos/escríbanos via email a info@verdadcatolica.net.
El diseño y algunos materiales son ©2013-2017 por VerdadCatolica.Net - Todos los Derechos Reservados
Algunas obras rigen bajo licensia pública o abierta - otras están protegidas por derechos de propiedad intelectual de copyright de sus dueños.

   Hosted & powered by  UNI COMP® Inc.  
 

   Hosted & powered by  UNI COMP® Inc.  
 
top
X
OUR FATHER

Our Father, Who Art In Heaven
Hallowed Be Thy Name.
Thy Kingdom come,
Thy Will be done
On earth as it is in Heaven.
Give us this day our daily bread
And forgive us our trespasses
As we forgive those who trespass against us.
Liberate us from all temptation[*]
And deliver us from all evil. Amen



[*] Liberate us is in keeping with the original Latin text.
       God usually does not "lead us" to temptation
       (unless we are tested),
       but gives us the grace to overcome and/or resist it
X
HAIL MARY

Hail Mary, full of grace
The Lord is with thee.
Blessed art though among women,
And blessed is the fruit
Of thy womb, Jesus.
 
Holy Mary, Mary of God
Pray for us sinners
Now, and in the hour
Of our death. Amen


 
X
APOSTLE'S CREED

I believe in God, the Father Almighty Creator of Heaven and earth;
And in Jesus Christ, His Only Son, our Lord;
Who was conceived by the
[work and grace of the] Holy Ghost,[*]
Born of the Virgin Mary,
Suffered under Pontius Pilate,
Was crucified, died and was buried.
He descended into the Dead.[**]
On the third day, He rose again;
He ascended into Heaven,
And sits at the right hand of God,
the Father Almighty.
From thence he shall come to judge
the living and the dead.
 
I believe in the Holy Ghost,[*]
The Holy Catholic Church,
The communion of saints,
The forgiveness of sins.
The resurrection of the body,
And life everlasting. Amen


[*] Holy Ghost: may be substituted with the current Holy Spirit.
[**] the Dead: "inferi", the underworld or the dead in Latin.
X
GLORIA

Glory be to the Father, and to the Son,
and to the Holy Ghost[*],
as it was in the beginning, is now,
and ever shall be, world without end.
Amen

[*] Holy Ghost: may be substituted with the current Holy Spirit.
X
DE PROFUNDIS

Out of the depths I have cried to Thee, O Lord:
Lord, hear my voice.
Let Thine ears be attentive
to the voice of my supplication.

If thou, O Lord, wilt mark iniquities:
Lord, who shall abide it.
For with Thee there is merciful forgiveness:
and because of Thy law,
I have waited for Thee, O Lord.

My soul hath waited on His word:
my soul hath hoped in the Lord.
From the morning-watch even until night,
let Israel hope in the Lord.

For with the Lord there is mercy:
and with Him plenteous redemption.
And He shall redeem Israel
from all her iniquities.

Glory be to the Father, and to the Son,
and to the Holy Ghost[*],
as it was in the beginning, is now,
and ever shall be, world without end.
Amen

[*] Holy Ghost: may be substituted with the current Holy Spirit.
X
DE PROFUNDIS

Out of the depths I have cried to Thee, O Lord:
Lord, hear my voice.
Let Thine ears be attentive to the voice
of my supplication.

If thou, O Lord, wilt mark iniquities:
Lord, who shall abide it.
For with Thee there is merciful forgiveness:
and because of Thy law,
I have waited for Thee, O Lord.

My soul hath waited on His word:
my soul hath hoped in the Lord.
From the morning-watch even until night,
let Israel hope in the Lord.

For with the Lord there is mercy:
and with Him plenteous redemption.
And He shall redeem Israel
from all his iniquities.

V. Eternal rest give unto them, O Lord.
R. And let perpetual light shine upon them.
V. From the gate of hell.
R. Deliver their souls, O Lord.
V. May then reset in peace.
R. Amen.
V. O Lord, hear my prayer.
R. And let my cry come unto Thee.
V. The Lord be with you.
R. And with Thy Spirit.

(50 days indulgence to all who pray the De Profundis with V. and R.
"Requiem aeternam" (Eternal Rest) three times a day.
Pope Leo XIII, February 3, 1888)


Let us pray:
O God, the Creator and Redeemer of all
the faithful, we beseech Thee to grant
to the souls of Thy servants the remission
of their sins, so that by our prayers
they may obtain pardon for which they long.
O Lord, who lives and reigns,
world without end. Amen

May they rest in peace. Amen

X
PADRE NUESTRO

Padre Nuestro,
que estas en los Cielos
Santificado sea Tu Nombre;
Venga a nosotros tu Reino;
Hágase Tu Voluntad
en la tierra como en el cielo.
Danos hoy nuestro pan de cada día;
Perdona nuestras ofensas,
Como también nosotros
perdonamos a los que nos ofenden,
No nos dejes caer en la tentación,
y líbranos del mal. Amén
 
X
AVE MARÍA

Dios te salve, María,
llena eres de gracia;
El Señor es Contigo;
Bendita Tú eres
entre todas las mujeres,
Y bendito es el fruto
De tu vientre, Jesús.
 
Santa María,
Madre de Dios,
Ruega por nosotros
pecadores,
Ahora y en la hora
De nuestra muerte.
Amén
 
X
CREDO

Creo en Dios, Padre Todopoderoso,
Creador del cielo y de la tierra.
Creo en Jesucristo,
Su único Hijo, Nuestro Señor,
Que fue concebido por obra
y gracia del Espíritu Santo,
Nació de la Santa María Virgen;
Padeció bajo el poder de Poncio Pilato,
Fue crucificado, muerto y sepultado,
Descendió a los infiernos,
Al tercer día resucitó de entre los muertos,
Subió a los cielos
Y está sentado a la derecha de Dios,
Padre Todopoderoso.
Desde allí ha de venir a juzgar
a los vivos y a los muertos.

Creo en el Espíritu Santo,
La Santa Iglesia Católica,
La comunión de los santos,
El perdón de los pecados,
La resurrección de la carne
Y la vida eterna. Amén
 
 
X
DE PROFUNDIS

Desde lo hondo a Ti grito, Señor; Señor,
escucha mi voz;
Estén Tus oidos atentos
a la voz de mi súplica.

Si llevas cuenta de los delitos, Señor,
¿quién podrá resistir?
Pero de ti procede el perdón,
y así infundes respeto.
Mi alma espera en el Señor.

Espera en su palabra;
mi alma aguarda al Señor,
más que el centinela la aurora.
Aguarda Israel al Señor.

Como el centinela la aurora;
porque del Señor viene la misericordia.
la redención copiosa;
y Él redimirá a Israel de todos sus delitos.

Gloria al Padre, al Hijo y al
Espíritu Santo,
como es desde el principio,
es ahora y será por los siglos de los siglos.
Amén

X
GLORIA

Gloria al Padre, al Hijo y al
Espíritu Santo,
como es desde el principio,
es ahora y será por los siglos de los siglos.
Amén

X
DE PROFUNDIS

Desde lo hondo a Ti grito, Señor;
Señor, escucha mi voz;
Estén Tus oidos atentos a
la voz de mi súplica.

Si llevas cuenta de los delitos, Señor,
¿quién podrá resistir?

Pero de ti procede el perdón,
y así infundes respeto.
Mi alma espera en el Señor.

Espera en su palabra;
mi alma aguarda al Señor,
más que el centinela la aurora.
Aguarda Israel al Señor.

Como el centinela la aurora;
porque del Señor viene la misericordia,
la redención copiosa;
y Él redimirá a Israel de todos sus delitos.

V. Dadles, Señor, a todas las almas
el descanso eterno.
R. Y haced lucir sobre ellas
vuestra eterna luz.
V. Que en paz descansen.
R. Amén.